Locales

“ESTA CRUZ ES LA SEÑAL DEL AMOR DE DIOS POR NOSOTROS”

Arzobispo de Piura y Tumbes celebró Santa Misa con ocasión de la Fiesta del Señor de la Buena Muerte de Chocán en Querecotillo

 03 de febrero (Oficina de prensa).- Con espontáneos aplausos fue recibido el miércoles pasado en Querecotillo, nuestro Arzobispo Monseñor José Antonio Eguren, S.C.V., para celebrar la Santa Misa con ocasión de la Fiesta del Señor de la Buena Muerte de Chocán a celebrarse en estos días.

Los feligreses que llegaron a la Parroquia San Francisco Javier participaron con alegría en la celebración eucarística y escucharon atentos la homilía de nuestro Pastor, quien los invitó a llevar la devoción al Señor de la Buena Muerte de Chocan a los demás, en especial a las abuelitas y padres: “pasen esta devoción a sus nietos e hijos, tráiganlos a la iglesia y enséñenles a rezar y sobre todo decirles que esta devoción que es de sus antepasados es la señal del amor de Dios por nosotros y cuando tengan debilidades, acudan a esta cruz”.

 Asimismo, nuestro Arzobispo alentó a luchar contra los enemigos que no permiten nuestra conversión ni escuchar la Palabra del Señor, que son el demonio, nosotros mismo y el mundo: “tenemos un primer enemigo Satanás, quien es el gran enemigo de la Palabra y lo que él quiere es que caigamos en la sombra de nuestros pecados. Pero para poder vencerlo tenemos que tener una vida cristiana autentica, una vida de oración, de frecuente confesión, asistencia a la Eucaristía y siendo fieles a Jesús hasta la muerte. Ser consientes que con Cristo y María somos mayoría aplastante, y el demonio nada podrá hacer”.

“Jesús nos alerta de otro enemigo que somos nosotros mismos, porque en cada uno de nosotros hay un Judas, tenemos un hombre viejo con quien combatimos todos los días. Muchas veces somos poco perseverantes y abandonamos al Señor cuando vemos algún problema. Cada uno tiene sus propias tentaciones y debemos estar atentos y combatir nuestros pecados. Por otro lado existe un tercer enemigo que es el mundo que junto con los otros dos enemigos nos deja caer. El hombre se deja jalar por el mundo, por sus seducciones y por sus falsos ídolos” remarcó nuestro Pastor.

 Nuestro Arzobispo también habló de quienes combaten a estos enemigos diariamente como los santos y exhortó a los fieles a seguir su ejemplo: “pero vemos que también hay corazones que acogen la Palabra del Señor, echan raíces y dan mucho fruto. Jesús nos dice: “No tengan miedo, es posible ser santos. A Dios no le irrita tanto el que tú caigas, lo que le irrita es que no te levantes. No te des por vencido para que tu fe eche raíces. Se trata de tomarnos en serio la vida cristiana como los santos, ellos son hombres y mujeres como tú y como yo ¿si ellos pudieron porque tú no puedes?”.

Al finalizar su homilía Monseñor Eguren mostró su alegría al ver la Cruz del Señor de la Buena Muerte de Chocan en Querecotillo y dijo a los fieles: “Mira todo lo que te ama el Señor, dándote esta hermosísima cruz, por ello debes acudir a ella en todo momento, porque sin Cristo no nos vamos a entender nunca”.

Compartir: