¡Ven Señor no tardes, que hermoso será el día cuando vengas!

 I Domingo de Adviento

¡Ven Señor no tardes, que hermoso será el día cuando vengas!1 de diciembre (Oficina de Prensa).- El día de ayer domingo, Mons. José Antonio Eguren Anselmi, S.C.V., Arzobispo Metropolitano de Piura, presidió la Santa Misa en la Basílica Catedral de Piura a las 8:30 a.m., dando inicio a la celebración del tiempo del Adviento.

El Adviento es el tiempo de expectativa, de espera en el Señor Jesús que viene a nosotros. Comprende las cuatro semanas antes de la Navidad y el color litúrgico de este tiempo es el morado que significa penitencia.

¡Ven Señor no tardes, que hermoso será el día cuando vengas!Durante su homilía, Mons. José Antonio Eguren expresó: “Este tiempo del Año Litúrgico nos prepara para celebrar el misterio de la Navidad, es decir la primera venida del Señor Jesús. Asimismo el Adviento nos recuerda que Jesús vendrá una última y definitiva vez, con majestad y gloria para consumar su Reino que inauguró en su primera venida”.

En otro momento, siguiendo las enseñanzas del Santo Evangelio dijo: “el Adviento además nos previene, que como no sabemos el día y la hora en que vendrá el Hijo del Hombre, debemos estar con una actitud alerta, despiertos, en permanente vigilancia y con el corazón siempre en tensión de conversión”… Esto significa 3 cosas simples manifestó “renovar cada día nuestra fidelidad al Señor Jesús, trabajar por nuestra santidad y trabajar desde nuestra fe, para que su Reino se extienda y así el Señor cuando venga encuentre un mundo conforme a sus designios”.

Antes de finalizar expresó: “Pidamos a nuestra Madre María, que nos enseñe a vivir este tiempo, nos enseñe a adorar a su Hijo y que nos ayude a vivir en una espera gozosa del Salvador que ya llega”.

¡Ven Señor no tardes, que hermoso será el día cuando vengas!

¡Ven Señor no tardes, que hermoso será el día cuando vengas!
lunes 1 diciembre, 2008