Su Santidad Benedicto XVI impuso el Palio Arzobispal a Monseñor José Antonio Eguren Anselmi, S.C.V.

Imposición del palio29 de junio (Oficina de Prensa).- En el marco de la solemnidad de los apóstoles San Pedro y San Pablo que se celebra el 29 de junio, el Papa Benedicto XVI impuso el día de hoy el Palio Arzobispal a Monseñor José Antonio Eguren Anselmi SCV., como Arzobispo Metropolitano de Piura, en ceremonia que se desarrolló en la Basílica de San Pedro de la Ciudad del Vaticano, y donde también recibieron el Palio, otros 45 arzobispos de todas partes del mundo, de los cuales 17 son de Latinoamérica.

Al finalizar la ceremonia, Monseñor Eguren expresó que, "recibir el palio de manos del Papa Benedicto XVI me renueva en mi compromiso de sólo servir al Señor Jesús dedicándome totalmente al cuidado pastoral de la Iglesia que peregrina en Piura y Tumbes. Es además para mí ocasión maravillosa para renovar mi incondicional fidelidad al Santo Padre. Pido al Señor Jesús, el Buen Pastor, que me conceda un corazón como el suyo capaz de cargar siempre con su yugo suave y poder llevar con amor sobre mis hombros a todas las ovejas a mi confiadas, especialmente las extraviadas, enfermas y débiles”.

Imposición del Palio

El Palio Arzobispal es el símbolo de comunión con el Romano Pontífice y de la potestad pastoral que tienen los arzobispos metropolitanos en su provincia eclesiástica. Consiste en una banda de lana blanca, en forma de círculo o collar con dos apéndices o extremidades, una por el pecho y otra por la espalda, que lleva bordada seis cruces de seda negra, cuatro en el círculo o collar y las otras dos en las extremidades.

Los palios están hechos con la lana de dos corderos blancos que se bendicen todos los años, el 21 de enero en la iglesia de Santa Inés, después de la misa, y luego otra vez por el Papa en el Vaticano antes de ser entregados a las religiosas benedictinas del Convento de Santa Cecilia, para que los cuiden y con su lana confeccionen los palios los cuales se colocan sobre la urna donde se guardan los reliquias del cuerpo del Apóstol San Pedro. Con esta costumbre se expresan así los especiales lazos de comunión que unen a los arzobispos metropolitanos con el Papa, Obispo de Roma y sucesor de San Pedro.

Actualmente el palio es concedido por el Papa solamente a los arzobispos metropolitanos. Es un distintivo personal e intransferible. Monseñor Eguren, antes de ser designado Arzobispo Metropolitano de Piura el 11 de julio de 2006, fue obispo auxiliar de Lima desde abril de 2002. Tomó posesión como IV Arzobispo Metropolitano de Piura, el 22 de agosto de 2006, fiesta de Santa María Reina. En el Perú hay un total de 7 Arquidiócesis Metropolitanas: Lima, Arequipa, Ayacucho, Cusco, Huancayo, Trujillo, y Piura.

Imposición del Palio

viernes 29 junio, 2007