“EL PADRE ÁNGEL APRENDIÓ DE MARÍA A DECIRLE SIEMPRE SÍ AL SEÑOR CON OBEDIENCIA ABSOLUTA”

 16 de mayo (Oficina de Prensa).- Miles de fieles llegaron este miércoles a la parroquia Santísima Trinidad de Sullana para la Santa Misa de Exequias del Padre Ángel Saiz Saiz, presidida por Monseñor José Antonio Eguren S.C.V., Arzobispo Metropolitano de Piura, donde también se hicieron presentes los sacerdotes de las diversas Vicarías de Piura y Tumbes, la Congregación Marista de Piura, Religiosas y miembros de movimientos eclesiales.

En su Homilía, Monseñor Eguren recordó con cariño al Padre Ángel y resaltó que “fue un sacerdote bueno, de carácter afable y de corrección fuerte para guiar al pueblo de Dios hacia la Vida y el Amor. Al inicio de su ministerio sacerdotal vino al Perú como misionero marista. Luego de seguir en diversas tareas pastorales y de autoridad en España, Venezuela y el Callao, manifestó su alegría de volver a Piura en el año 2007, afirmando que se quedaría aquí hasta sus últimos años. El Padre Ángel aprendió de María a decirle siempre sí al Señor con obediencia absoluta, consagrándose a Santa María para hacerla presente en la Iglesia como Madre de la Misericordia”.

 Nuestro Pastor alentó a los jóvenes a seguir el ejemplo del Padre Ángel quien entró muy joven a la Sociedad de María (Padre Marista) y sin miedo le dijo sí al Señor. “En esta misma línea, jóvenes busquen conocer el Plan de Dios para sus vidas porque ése es el camino de felicidad que Dios ha pensado para ti. Luego responde con valentía, como lo hizo nuestro querido Padre Ángel, quien encontró en Jesús su plenitud. El Señor es el único capaz de colmar el corazón humano y de ofrecer a la persona el más alto ideal de realización y felicidad posibles. Sólo Jesús es la respuesta plena a las preguntas fundamentales de la existencia” afirmó Monseñor Eguren.

 “La Arquidiócesis de Piura y de manera especial Sullana agradecen al Padre Ángel por su generosa entrega y servicio pastoral durante todos estos años”. Con estas palabras Monseñor Eguren finalizó su homilía expresando su cariño y agradecimiento al Padre Ángel y a la congregación Marista.

Al concluir la Misa los fieles acompañaron los restos mortales del Padre Ángel Saiz Saiz a la Municipalidad de Sullana y rendirle un homenaje para llevarlo en carava al cementerio San José.

jueves 17 mayo, 2012