“EL PAPA: RECEN EL ROSARIO Y A SAN MIGUEL ARCÁNGEL PARA PROTEGERNOS DEL DEMONIO”

30 de septiembre de 2018 (Oficina de Prensa). – El Papa Francisco ha invitado a los fieles de todo el mundo a que recen con especial empeño el Santo Rosario durante todos los días del mes de octubre, invocando a la Virgen María y al Arcángel San Miguel, para que protejan a la Iglesia del demonio en estos tiempos de crisis. Este especial pedido del Santo Padre se ha realizado a través de la Red Mundial de Oración del Papa.

Monseñor José Antonio Eguren Anselmi S.C.V., Arzobispo Metropolitano de Piura, haciendo eco del pedido de nuestro querido Papa Francisco, ha escrito una Exhortación Pastoral dirigida a los Sacerdotes, Párrocos, Rectores de iglesias, Capellanes, Superiores y Superioras de las Comunidades de Vida Consagrada, Responsables de los Movimientos Eclesiales, de Hermandades y Cofradías, Directores de los Colegios Religiosos y a todos los fieles de nuestra Arquidiócesis, donde pide que se promueva esta hermosa práctica del rezo del Santo Rosario tanto a nivel de las parroquias, de las comunidades, hermandades, así como en la vida familiar y en la devoción personal.

A continuación, compartimos el integro de la Exhortación Pastoral escrita por nuestro Arzobispo:

San Miguel de Piura, 30 de septiembre de 2018

PAPA FRANCISCO PIDE REZAR EL ROSARIO

Y A SAN MIGUEL ARCÁNGEL

EN EL MES DE OCTUBRE

Estimados Párrocos, Rectores de iglesias, Capellanes, Superiores y Superioras de las Comunidades de Vida Consagrada, Responsables de los Movimientos Eclesiales, de Hermandades y Cofradías, y Directores de los Colegios Religiosos:

El día en que celebrábamos en nuestra Arquidiócesis la solemnidad de San Miguel Arcángel, patrono de nuestra Iglesia particular, se ha hecho público el pedido del Santo Padre, el Papa Francisco, de que en el mes mariano de Octubre, todos los fieles del mundo recemos el Rosario todos los días pidiendo la intercesión de la Santísima Virgen María y de San Miguel Arcángel para que protejan a la Iglesia del demonio en estos tiempos de crisis.

En un comunicado emitido por la Santa Sede, se expresa el pedido del Santo Padre para que todo el Pueblo de Dios se una “en comunión y penitencia”, y rece por protección ante las acechanzas del maligno, “que siempre pretende separarnos de Dios y entre nosotros”. El texto precisa que antes de su Viaje Apostólico a los Países Bálticos, el Santo Padre Francisco se reunió con el Padre Frédéric Fornos, Director Internacional de la Red Mundial de Oración por el Papa, y le pidió que difundiera su llamamiento a todos los fieles del mundo, invitándoles a terminar el rezo del Rosario con la antigua invocación “Sub Tuum Praesidium” (“Bajo tu amparo”), y con la oración a San Miguel Arcángel, que protege y ayuda en la lucha contra el mal.

El Papa dijo en una homilía en la Casa Santa Marta, del 11 de septiembre pasado, que esta oración es “el arma” contra el demonio y que sólo con la oración se le puede derrotar. “Los místicos rusos y los grandes santos de todas las tradiciones aconsejaron, en momentos de turbulencia espiritual, protegerse bajo el manto de la Santa Madre de Dios pronunciando la invocación ‘Sub Tuum Praesidium’”, aseguró.

La oración “Sub Tuum Praesidium” es la siguiente:

“Bajo tu amparo nos acogemos,
Santa Madre de Dios;
no deseches las súplicas que te dirigimos en nuestras necesidades,
antes bien, líbranos de todo peligro,
¡oh siempre Virgen, gloriosa y bendita!”.

El comunicado indica además que, con esta solicitud de intercesión, el Papa pide a los fieles que recen para que María, “ponga a la Iglesia bajo su manto protector”, y no sólo la defienda, sino que la haga “más consciente de las culpas, de los errores, de los abusos cometidos en el presente y en el pasado y comprometida a luchar sin ninguna vacilación para que el mal no prevalezca”.

La otra oración que pide el Santo Padre rezar al finalizar cada Rosario, es la de San Miguel Arcángel compuesta por el Papa León XIII:

“San Miguel Arcángel,
defiéndenos en la batalla.
Sé nuestro amparo contra la perversidad y acechanzas del demonio.
Reprímale Dios, pedimos suplicantes,
y tú, Príncipe de la Milicia Celestial,
arroja al infierno con el divino poder a Satanás,
y a los demás espíritus malignos
que andan dispersos por el mundo
para la perdición de las almas.

Amén”.

Ya desde hace varios años en nuestra Iglesia particular de Piura y Tumbes, venimos rezando la “Oración a San Miguel Arcángel”, al final de todas las Misas que celebramos en nuestra Iglesia particular, tanto las dominicales como las de diario, por lo cual la indicación Pontificia nos llena de alegría y debemos impulsarla ahora además en el rezo del Santo Rosario.

Pido a los sacerdotes de la Arquidiócesis, de manera especial a los Párrocos, Rectores de Iglesias, Capellanes, así como a los Consagrados y Consagradas, a los responsables de los Movimientos Eclesiales, de Hermandades y Cofradías, y Directores de los Colegios Religiosos, que informen a los fieles bajo su cargo de este pedido del Papa Francisco, y que promuevan su práctica tanto a nivel de las parroquias, de las comunidades, hermandades, así como en la vida familiar y en la devoción personal.

En una entrevista concedida a Vatican News, el P. Frédéric Fornos, explicó que “esta petición llega ahora, en particular, tras estos últimos meses donde la Iglesia vive situaciones difíciles, entre ellas, han aparecido con mucha más fuerza que antes, abusos sexuales, abusos de poder y de conciencia por parte de clérigos, personas consagradas y también laicos; sumando así divisiones internas”.

Con mi bendición pastoral pide sus oraciones por el Santo Padre,

domingo 30 septiembre, 2018