“DIOS ES AMOR QUE CREA, SALVA Y SANTIFICA”

Arzobispo celebra la Solemnidad de la Santísima Trinidad 

27 de mayo de 2018 (Oficina de Prensa).- Con profundo recogimiento una gran cantidad de fieles se congregaron hoy domingo en la Basílica Catedral de nuestra ciudad para participar de la Santa Misa con ocasión de la Solemnidad de la Santísima Trinidad, fiesta mediante la cual se conmemora el misterio central de la fe y de la vida cristiana. La Eucaristía fue presidida por nuestro Arzobispo Metropolitano Monseñor José Antonio Eguren Anselmi S.C.V.

Al iniciar su homilía, nuestro Pastor destacó la importancia de esta fiesta que nos recuerda el misterio Trinitario, y nos ayuda a comprenderlo y adorarlo: “Hoy más que nunca debemos hacer nuestras las palabras del prefacio de la Misa en honor de la Santísima Trinidad, cuya fiesta hoy celebramos, palabras que nos ayudan a comprender y adorar el misterio Trinitario: «En verdad es justo y necesario, es nuestro deber y salvación darte gracias siempre y en todo lugar, Señor, Padre santo, Dios todopoderoso y eterno. Que con tu único Hijo y el Espíritu Santo eres un solo Dios, un solo Señor, no una sola Persona, sino tres Personas en una sola naturaleza. Y lo que creemos de tu gloria, porque Tú lo revelaste, lo afirmamos también de tu Hijo, y también del Espíritu Santo, sin diferencia ni distinción. De modo que, al proclamar nuestra fe en la verdadera y eterna Divinidad, adoramos tres Personas distintas, de única naturaleza e iguales en su dignidad». Pero la Trinidad no es un misterio lejano, inaccesible ni cerrado en sí mismo, sino que es vida que quiere comunicarse, es apertura, es amor que crea, que salva al hombre del pecado y lo santifica con su misma vida divina que es el Amor, haciéndolo capaz de construir en el mundo una sociedad de paz, solidaridad y misericordia. En una palabra Dios es amor que crea, salva y santifica”.

“La Iglesia -continuó Monseñor Eguren- destina este domingo a contemplar el misterio central de nuestra fe que se refiere a la intimidad de Dios. Para celebrar este misterio la liturgia de la Palabra de hoy nos propone el Evangelio de la misión universal (ver Mt 28, 16-20): «Vayan y hagan discípulos míos de todos los pueblos, bautizándolos en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo y enséñenles a guardar todo lo que yo les he mandado». Lo que Jesús nos está diciendo es que para que lleguemos a tener una relación de amor y amistad con Él, dos cosas son necesarias: Recibir el Santo Bautismo y vivir sus enseñanzas. Queridos padres: ¿Han bautizado a sus hijos? ¿Se esfuerzan por educarlos en la fe cristiana por la palabra y el ejemplo de vida? Por el bautismo la vida misma de Dios Uno y Trino entra a nosotros, nos purifica del pecado original y nos agrega a la comunidad de los creyentes, la Iglesia. El bautismo nos hace hijos de Dios Padre, hermanos y coherederos de Jesucristo, y templos del Espíritu Santo, el amor personal que procede del Padre y del Hijo. La Iglesia y la familia están llamados a convertirse en un reflejo de la comunión de la Trinidad, de su bondad y de su belleza”.

“Queridos Hermanos: El misterio de la Trinidad nos envuelve y nos estimula a vivir en el amor y en el compartir con los demás, seguros de que allí donde hay amor está Dios. Que la Virgen María nos ayude a entrar cada vez más, con todo nuestro ser, en la Comunión trinitaria, para vivir y testimoniar el amor que da sentido a nuestra existencia”, concluyó nuestro Arzobispo.

Antes de finalizar la Santa Misa, Monseñor Eguren invitó a todos los piuranos a participar en familia de las celebraciones con ocasión de la Solemnidad del Corpus Christi, acompañando el Señor que se encuentra realmente presente en el Santísimo Sacramento, durante la Santa Misa que se realizará el próximo domingo 03 de junio a las 5:00 pm., en el Atrio de la Basílica Catedral de Piura desde donde posteriormente se iniciará la tradicional procesión por las calles de nuestra ciudad hasta la Parroquia Santísimo Sacramento y donde todos juntos pediremos a Jesús Eucaristía que renueve nuestra Esperanza y nos dé Unidad.

domingo 27 mayo, 2018