ARZOBISPO CELEBRA SANTA MISA CON OCASIÓN DEL 38° ANIVERSARIO DE CAJA PIURA

14 de enero de 2020 (Oficina de Prensa).- Con profunda alegría y gratitud al Señor, los miembros del directorio, gerentes, funcionarios y colaboradores de Caja Piura se reunieron en la Basílica Catedral de nuestra ciudad para participar de la Santa Misa que presidió nuestro Arzobispo Metropolitano Monseñor José Antonio Eguren Anselmi, S.C.V., y que fue ofrecida en acción de gracias por el 38° aniversario de esta prestigiosa entidad financiera piurana. Durante la Eucaristía nuestro Pastor agradeció a Dios Padre por todo lo bueno que a lo largo de estos años de vida institucional, Caja Piura ha realizado en beneficio del desarrollo de nuestra Región y del Perú. 

En su homilía, Monseñor Eguren destacó que: “Estamos hoy reunidos para dar gracias al Señor por la tan fecunda historia de nuestra Caja Piura, que comenzó un 04 de enero de 1982 con apenas 7 colaboradores en un pequeño ambiente ubicado en el sótano del local de la Municipalidad Provincial de nuestra ciudad y que hoy, 38 años después, cuenta con más de 3500 colaboradores y está presente a nivel nacional con más de 1500 puntos de atención. Recordando aquella parábola de la semilla de mostaza con la que Jesús compara el reino de los cielos, así comenzó nuestra Caja Piura, como un pequeño grano de mostaza, poniendo su confianza en el Señor; y junto con a esa confianza, gracias al trabajo esforzado y perseverante, es que han logrado con la bendición de Dios posicionarse como una de las más sólidas y mejores, así como la pionera del rubro a nivel nacional”.

En otro momento, nuestro Arzobispo resaltó: “Aniversarios como éste son una oportunidad propicia para darnos cuenta de todo el bien que se ha hecho durante los años que han pasado. Desde su fundación, Caja Piura ha fomentado el ahorro en muchos de sus clientes, ahorro que es necesario frente a una sociedad de consumo que nos impulsa al despilfarro y al absurdo endeudamiento. Es muy importante prever siempre para el futuro, tanto a nivel personal, como también en el caso de una pequeña o mediana empresa, que generalmente son de corte familiar. Caja Piura, ha hecho tanto bien a través del otorgamiento de créditos para aquellos emprendedores, no solo de la ciudad sino de nuestro campo, y que no siempre tienen fácil el acceso a los créditos en la banca, pero que encuentran en Caja Piura a alguien que confía y apuesta por ellos, que cree en sus sueños e ideales, y que los ayuda a progresar”.

Finalmente nuestro Pastor animó a los miembros de Caja Piura a continuar trabajando en beneficio de tantas personas y familias de nuestra Región: “Queridos hermanos, me alegra mucho que cada año, inicien las celebraciones por su aniversario con una Misa, reconociendo así que de Dios viene todo lo que han podido lograr hasta el momento. Hoy aquí damos gracias al Señor y le pedimos que continúe brindándoles su luz, sabiduría y fortaleza para que puedan ver hacia donde hay que seguir caminando. Hay que seguir avanzando, siempre con humildad pero con la conciencia que se puede hacer mucho más y se tiene que seguir creciendo. Con creatividad sigan planeando nuevos proyectos que a la larga redundarán en beneficio de tantas personas y familias de nuestra querida Región Piura. Nunca dejen de vivir en espíritu de familia, y recuerden que sólo ayudándonos entre nosotros seremos capaces de poder ayudar a los demás”.

martes 14 enero, 2020