IMAGEN DEL SEÑOR DE LOS MILAGROS PRODIGIOSAMENTE PRESERVADA DE LAS INUNDACIONES

Hecho prodigioso ocurrió en el sótano inundado de la Agencia en Piura del Banco de Crédito del Perú

16 de octubre de 2017 (Oficina de Prensa).- Han pasado ya más de 6 meses desde que las aguas del Río Piura se desbordaron provocando dolor y destrucción principalmente en el Bajo Piura, donde la fuerza de la naturaleza destruyó hectáreas de tierras de cultivo, arrasando a su paso con caseríos y centros poblados, dejando aislados a miles de pobladores que tuvieron que abandonar sus hogares y pertenencias para ponerse a salvo. Pero también en nuestra ciudad las pérdidas afectaron a miles de viviendas familiares, tiendas comerciales, instituciones públicas y privadas cuyas instalaciones fueron inundadas por las aguas del río. Este es el caso de la sucursal del Banco de Crédito del Perú (BCP) que se encuentra en la Av. Grau de nuestra ciudad. Esta agencia estuvo bajo el agua cerca de 10 días por lo que fue cerrada a la atención al público durante más de un mes mientras duraron las acciones de limpieza y recuperación de las instalaciones.

Monseñor José Antonio Eguren Anselmi S.C.V., Arzobispo Metropolitano de Piura, visitó las instalaciones refaccionadas de esta agencia del Banco de Crédito del Perú, invitado por sus directivos y funcionarios quienes querían hacerle partícipe de un hecho prodigioso que involucra a una imagen del Señor de los Milagros que se encontraba en el sótano de esta institución financiera en donde se encuentran las bóvedas del lugar. A su llegada, fue recibido por el Sr. Carlos Miano Plaza, Gerente Regional en Piura del BCP y la Sra. Patricia Rodríguez, Jefa de la Agencia BCP – Grau.

El Sr. Miano relató a nuestro Arzobispo lo sucedido: “En la madrugada del lunes 27 las aguas producto del desborde del Rio Piura inundaron el sótano de nuestra querida Sucursal Piura. Para tener una idea el primer piso tenía hasta 50 centímetros de agua por encima del suelo, por lo que el sótano, que se encuentra más de cuatro metros por debajo del primer piso, se encontraba completamente bajo el agua y el lodo. Inmediatamente empezamos las labores para evacuar las aguas de todas las áreas inundadas, lo cual nos llevó aproximadamente 5 días. Luego tuvimos que remover los escombros, así como algunos muebles y enseres que se encontraban esparcidos por toda el área, junto con gran cantidad de documentación, artículos de escritorio y material de oficina, que por el tiempo transcurrido estaban en su gran mayoría destruidos y algunos seriamente maltratados. El martes 11, vísperas de Semana Santa, grande fue la sorpresa de algunos colaboradores, entre ellos María Talledo, Jefa de Procesos Operativos y Renzo Ramírez, Supervisor de Procesos de esta sucursal, cuando al entrar en los ambientes del sótano encontraron nuestro cuadro del Señor de los Milagros mojado y con barro. Tras limpiar la imagen, que es de cartón, esta se encontraba intacta a pesar de haber estado tantos días bajo el agua y el lodo y no estar protegida ni siquiera por un vidrio, aunque en el marco de madera se puede evidenciar el desgaste producto de lo sucedido”.

Por su parte la Sra. Rodríguez comentó que: “Conocida la noticia comenzamos a coordinar con el área de Imagen y Cultura del Banco con el fin de que se nos asigne un presupuesto para confeccionar una urna de vidrio para preservar la imagen con su marco original tal cual quedo luego del desastre. Recuerdo muy bien que esta imagen fue comprada en octubre del 2014 en uno de los puestos del Mercado Central de Piura con la finalidad de iniciar un peregrinaje por las diferentes agencias del Banco de Crédito de Piura, peregrinaje que se ha mantenido constante desde esa fecha y que año a año culmina con un gran homenaje al Señor de los Milagros que pasa en procesión por el frontis de nuestra sucursal Piura. Este homenaje se inicia desde la madrugada del 28 de octubre con la confección de una vistosa alfombra de flores que es trabajada especialmente por los colaboradores del Banco y que es ofrecida en agradecimiento a nuestro Cristo de Pachacamilla. Luego de participar todos juntos en la Santa Misa que se realiza en el atrio de la Catedral de Piura, ahí también una cuadrilla integrada completamente por trabajadores del BCP llevan en hombros a nuestro Cristo Morado en su último recorrido procesional. Durante el peregrinar de nuestra imagen por todas las agencias, se va recolectando ayuda económica, víveres, ropa y medicinas, que luego es entregada a las personas que más lo necesitan en coordinación con el Hogar Clínica San Juan de Dios”.

Monseñor Eguren antes de bendecir la imagen del Señor de los Milagros, que atesoran celosamente en esta sucursal del Banco de Crédito del Perú, dirigiéndose a los directivos y funcionarios presentes les dijo: “Es impresionante que incluso hasta el dinero que se encontraba protegido en la bóveda se haya visto afectado y que la imagen del Señor se mantenga intacta, a pesar de tratarse de una imagen impresa sobre un cartón. Animo a todos los que estuvieron involucrados en este hecho prodigioso a que documenten su testimonio para la posteridad, porque al final pasarán las generaciones, pasaremos todos, el banco seguirá pero quedará esta crónica. Realmente tenemos motivos para alegrarnos ya que vamos a bendecir esta imagen del Cristo de Pachacamilla que milagrosamente ha querido preservarse a pesar de todas las inclemencias que ha sufrido a causa del reciente Fenómeno del Niño Costero que afectó también esta sucursal del BCP en Piura. Que este prodigio que estamos admirando nos recuerde que Cristo es imagen visible de Dios invisible, el Hijo eterno del Padre que bajó al seno de la Virgen para ser el Dios con nosotros, nuestro Salvador. Que esta imagen, tan admirablemente preservada por el poder del Señor, nos ayude a ver la importancia de nuestra vida espiritual y de aspirar siempre a ir allá donde esta Jesús en el Cielo. El Señor ha permitido este prodigio para enseñarnos que en esta vida, a pesar de las dificultades, los problemas y desafíos, debemos tener siempre esperanza y no dejarnos robar nunca la alegría de vivir, como nos lo enseña continuamente el Papa Francisco. Invoquemos a Dios que nos ha dado por Salvador y Redentor a su Verbo, que es para nosotros el Señor de los Milagros, por quien todo fue creado y en quien todo se mantiene, para que el Padre, cuyo Hijo es sabiduría infinita y verdad suprema, haga que conociéndolo cada vez más profundamente, decidamos también unirnos a Él más intensamente. Que Dios, nuestro Señor, alegre nuestro corazón con la continua presencia de Jesucristo. Los invito a que al venerar día a día esta imagen, se vayan transformando más cada uno de ustedes en la realidad que esta imagen representa”.

Los directivos y funcionarios del Banco de Crédito del Perú coincidieron en indicar que este año definitivamente el homenaje al Cristo Moreno tendrá un valor especial para todos ellos. Asimismo aseguraron que el peregrinaje de esta imagen se ampliará también hacia las diferentes agencias y sucursales con las que cuenta el banco fuera de Piura, para llevar así este hermoso testimonio con la finalidad de hacerlo extensivo a todos sus colaboradores, clientes y público usuario e incentivar así el mensaje de fe, esperanza y amor que nos ha trasmitido nuestro Señor. Este hecho ha servido además para acrecentar la fe principalmente de los colaboradores del BCP quienes  aseguran sentirse tocados y ahora son fieles devotos del Señor de los Milagros.

 

lunes 16 octubre, 2017